miércoles, 6 de noviembre de 2013

Milagro

Hoy la etimología de milagro me derrite: del latín miraculum, o sea, admirarse de lo pequeño.

El lenguaje es muchas veces más sabio que nosotros, y en este caso nos pone con las 2 patitas en el camino de la felicidad, y nosotros sin pisparnos sólo por no abrir un diccionario.

Los romanos ya sabían que lo admirable es lo pequeño, que lo grande no es más que grande y lo pequeño es la semilla de todo, que lo asombroso no es ser grande, sino crecer.

No hay comentarios:

Publicar un comentario